Cómo hacer queso de cabra

El queso de cabra es un manjar a menudo utilizado en muchos maravillosos platos europeos. Este queso puede ser caro y algo enigmático en referencia a su calidad. Sin embargo, si aprendes cómo hacer este fabuloso queso, entonces su búsqueda del queso de cabra perfecto terminará en tu propia cocina. Sigue estos pasos fundamentales para hacer queso de cabra y disfruta de este sabroso manjar en cualquier momento que desees.

Cómo hacer queso de cabra

Cosas que necesitarás

  • Colador.
  • Estopilla.
  • Leche de cabra.
  • Jugo de limón fresco o vinagre.
  • Una olla grande.
  • Cucharón.
  • Sal y pimienta al gusto.
  • Suero de mantequilla (opcional).
  • Condimentos adicionales (opcional).

Instrucciones

1. Haz una lista de la compra y consigue los materiales básicos necesarios para hacer el queso. La lista incluye la leche de cabra (aproximadamente (2 litros), limones, sal kosher y gasa para cocinar o estopilla. Además, también puedes añadir suero de mantequilla para un sabor cremoso adicional, si lo deseas.

2. Calienta la leche en una olla de acero inoxidable o no reactivo a fuego lento o a 85º. Deja que se cocine a fuego lento, observando con cuidado para evitar la ebullición o que se queme.

3. Retira la leche del fuego y deja reposar. Añade el jugo de un limón (o vinagre), removiendo hasta que la cuajada quede separada del suero de leche. La mezcla debe ser similar a los grupos grandes de queso cottage cuando se separa correctamente.

4. Forra un colador con varias capas de gasa o estopilla. Pon la cuajada en un colador para que vaya desechando el suero.

5. Permite que se enfríen las cuajadas y estrújalas tanto como puedas para que expulsen todo el suero posible. Pon la cuajada en un bol y condimenta con sal marina. También puedes agregar otros condimentos de tu elección, como hierbas provenzales o cualquier otro elemento que desees.

6. Presiona las cuajadas en el recipiente para hacer un bloque o envuélvelo en una gasa. Coloca las cuajadas en el refrigerador durante por lo menos 1-2 días antes de sacarlas y degustarlas.

Consejos y advertencias

  • Sé creativo con los condimentos que agregas a tu queso de cabra. Los franceses prefieren simplemente la sal y la pimienta. Sin embargo las hierbas de provenzales, el perejil y el aceite de oliva dan un sabor especialmente espectacular. También puedes hacer este queso sin condimentos.
  • El suero puede ser utilizado para los batidos de proteínas u otras comidas enriquecidas si no quieres tirarlo.
  • Puedes ir a comprar la leche a un mercado o a una granja para que la leche de cabra sea lo más fresca posible. A veces puede ser difícil encontrar leche de cabra en algunos supermercados o si la tienen, su frescura puede ser deficiente.
  • Deja que el queso se atempere (a temperatura ambiente) antes de servir para poder degustar el máximo sabor.
  • No dejes tu queso mucho tiempo en la nevera, debes comerlo fresco. El mejor queso de cabra debe tener como máximo 2 días.